Buscar resultados para SELECCION

Ya no hay cruz en mi espalda

que lleve tu nombre.

 

Pero duele saber que el fuego

que aquella noche descubrimos

en piel ajena,

algún día será ceniza

en la nuestra.

 

©Jorgegutiérrezdiego

Anuncios